Museo Marítimo de Barcelona – Las Reales Atarazanas | Barcelona Bus Turístic

Con motivo de la Carrera El Corte Inglés, el domingo 7 de abril, la Ruta Roja y algunas paradas de las Ruta Azul se verán afectadas de 9 a 14 horas aproximadamente. Infórmate en las mismas paradas.

  • Inicio
  • Museo Marítimo de Barcelona – Las Reales Atarazanas

Museo Marítimo de Barcelona – Las Reales Atarazanas

Una amplia muestra de la cultura marítima en un edificio majestuoso

Hola Barcelona, your travel solution

En las impresionantes Reales Atarazanas encontrarás un museo donde conocer la cultura marítima de Barcelona. En el Museo Marítimo de Barcelona podrás ver embarcaciones, armas, cartografía, cerámica, documentos, herramientas de construcción naval, exvotos, instrumentos de navegación, mascarones de proa, modelos de barcos, pinturas, planos e incluso subir a bordo alguna de las diez embarcaciones históricas que el Museo tiene en el puerto de Barcelona.

¿Por qué visitar el Museo Marítimo de Barcelona?

El Museo Marítimo de Barcelona (MMB) se encuentra emplazado en un magnífico edificio, las Reales Atarazanas de Barcelona, un espacio dedicado a la construcción naval que se empezó a edificar el siglo XIII por encargo de Pedro el Grande y se fue ampliando hasta en el siglo XVIII. Son una obra maestra de la ingeniería civil y las más grandes y completas atarazanas que se conservan. En ellas se construyó la galera real con la que Juan de Austria derrotó a los turcos en la batalla de Lepanto en 1571, de la que se puede ver una réplica a tamaño real.

A lo largo de sus más de setecientos años de historia, las atarazanas han tenido distintos usos, sobre todo militares: han sido cuartel, fundición, maestranza y parque de artillería. En 1935, el Ejército cedió el edificio a la ciudad y en 1941 se trasladó la colección de modelos y de instrumentos que se encontraban en la Escuela Náutica de Barcelona y que serían el origen del museo.

Actualmente, el Museo Marítimo de Barcelona (MMB) cuenta con una extensísima colección de objetos y documentos relacionados con la cultura marítima, así como de embarcaciones históricas y modelos de barcos. A raíz de su profunda restauración, se ha renovado la musealización para convertir el espacio en un centro interactivo y multimedia sobre la cultura marítima. Además, el MMB salvaguarda y mantiene en activo, en las aguas del puerto de Barcelona, diez embarcaciones históricas, entre las que destaca el Pailebote Santa Eulàlia, una goleta de 1918 de tres mástiles que fue el primer barco tradicional que el museo recuperó, restauró y devolvió al agua.

 

¿Cómo llegar al Museo Marítimo de Barcelona?

Para llegar al MMB puedes tomar la ruta Roja del Barcelona Bus Turístic y bajar en la parada Colom – Museu Marítim.

 

Para los más curiosos

  • ¿Sabías que...? A la entrada del museo hay una reproducción del Ictíneo I, un modelo de submarino concebido por Narcís Monturiol en el año 1858, que también se conocía como «barco-pez» por su peculiar forma.
  • Consejo del barcelonés: El jardín del Museo Marítimo es uno de los rincones más sorprendentes de la ciudad: un oasis de calma, con un pequeño estanque y una terraza, a pocos metros de La Rambla.
  • Imprescindible para: Entusiastas de la cultura marítima y futuros grumetes.